viernes, 14 de febrero de 2014

La Venencia

La Venencia está en la calle Echegaray, 7.


Un poco de historia

La Venencia fue fundada en 1922. Comenta Carlos Osorio que el propietario fue un tal Juan y actualmente lo regentan los hermanos Criado manteniendo el espíritu original.

Comidas y bebidas

Para beber: 2 palos cortados (Jerez)
Tapas gratis: Aceitunas
Total: 4 euros



Otras raciones: mojama, huevas, lomo, chorizo, salchichón y queso.

Opinión

Un lugar lleno de encanto. Sólo sirven vinos de Cádiz: Manzanilla de Sanlúcar y Fino, Oloroso, Amontillado y Palo cortado de Jerez. Ni refrescos ni cerveza. Apuntan las consumiciones en la barra con tiza. El público es variopinto: matrimonios tomando el aperitivo del domingo, grupos de amigos, un espontáneo explicando a los camareros que los castellanos no saben llevar con gracia el sombrero andaluz y una gata negra de largo pelaje que se pasea a sus anchas entre mesa y mesa.


Establecimiento: Mediano. Oscuro, en parte por lo tenue de la luz, en parte porque el local no ha debido de ver una reforma (salvo los baños) desde su apertura. En sus paredes botellas llenas de polvo, carteles y las barricas que contienen el vino. Mostrador de madera. Tiene algunas mesitas a la entrada.


Horarios: De lunes a domingo de 13:00 a 15:30 y de 19:30 a 02:00 horas.

Teléfono: 91 429 73 13

11 comentarios:

  1. detectives salvajes14 de febrero de 2014, 9:04

    ¡Encantador!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Verdad? Y lástima que no se pueda transmitir el olor por que es como visitar una bodega en Jerez...

      Eliminar
  2. Fantástico! estuve hace un par de años y el recuerdo me quedó grabado. Fino y mojama!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendré que probar la mojama en una próxima visita Gabriel.

      Eliminar
  3. Mira, esta sí que la conozco, y la tengo explicada y archivada en mi sección Bares de Madrid. Es un histórico, lo de la tiza y lo de la gata es cierto. Tiene un ambiente muy andaluz en pleno centro madrileño. Es de tomar finos y conversar, ideal para sorprender a algún amigo buscando algo típico (el tema tapas mejor en otro sitio). Tiene mesas al fondo, en el altillo. El nombre hace referencia al cacharro con el que se saca el vino de la cuba y, a su vez, al acuerdo o avenencia en una transacción comercial (y su inmediato brindis).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Acabo de visitar tu entrada! Tienes razón, no es el mejor sitio para tapas pero sí para sorprender al visitante y al habitual.

      Por cierto, hablando de tabernas andaluzas en Madrid ayer estuve en Sanlúcar, una maravilla aunque sólo sea de 2002 y allí sí pueden presumir de tapas.

      Eliminar
    2. Estuve a punto de ponerte el enlace, pero soy un perezoso informático. Una vez vi entrar a un famoso director de fotografía del cine español (acompañado de una señora estupenda, con perdón) y me dije: Deme, tú tienes que entrar allí un día. Realmente La Venencia es como estar en otro mundo, es un paréntesis romántico en el deambular de tapeos madrileños.

      Eliminar
    3. Hombre, muy perezoso no te veo, con un blog constantemente actualizado es difícil creerlo :). Y sí, cruzar las puertas de La Venecia es entrar en otro mundo y en otra época.

      Eliminar
  4. detectives salvajes8 de marzo de 2015, 22:06

    Aunque sin catar nada, el sitio me pareció fuera de este mundo: original y con compromiso de seguir así eternamente. Olía a lo que es: historia de muchos vinos, de muchas tomas, de muchas historias...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es como la nueva serie El ministerio del tiempo, atraviesas la puerta y apareces en una taberna andaluza a principios del siglo XX.

      Eliminar
    2. detectives salvajes9 de marzo de 2015, 10:45

      Ahí no llego, Alice. Tendré que verla. Pero sí, un túnel en el tiempo.

      Eliminar